Visitando el Mercado Central de Valencia.

Da igual en que época del año te encuentres, si vas solo o acompañado, si ha salido el sol o en el cielo se haya formado la madre de todas las tormentas, antes de que te encomiendes a Santa Bárbara, el Mercado Central siempre estará ahí para ti. Es un lugar donde la nostalgia y la vida se suceden al mismo tiempo, uno de esos sitios donde poder ir y tener un momento de respiro, en una época actual donde todo sucede muy deprisa y las astillas de la frenética modernidad son sacudidas contra la multitud. En su interior estaremos a cubierto, ya que dentro de este recinto sólo se respira tranquilidad, trabajo y normalidad.

Con más de 100 años de historia, el Mercado Central de Valencia mantiene la misma frescura que cuando comenzó su construcción de su fase cubierta en 1914 pero fue el 23 de enero de 1928 cuando sus puertas se abrieron a todos los públicos. Su construcción fue iniciada por los arquitectos barceloneses Alexandre Soler y Francesc Guàrdia i Vial. Por sus diferentes callejuelas podemos encontrar infinidad de productos. En sus más de 8.150 metros cuadrados y alrededor de 300 puestos de comerciantes, donde las opciones no tienen límites, ya que encontraremos todo tipo de pescados y mariscos frescos, las verduras y frutas más diversas, tanto los cultivos más locales así como las variedades de frutos más exóticas. No es para menos la complejidad de productos cárnicos que podemos encontrar a nuestra disposición, teniendo diferentes orígenes y procedencias que cumplirán las expectativas de los paladares más exigentes y pondrán a prueba el ingenio de los cocineros más sutiles a la hora de elaborar cualquier elaborado y elegante guiso.

Además el mercado todos los días de lunes a sábado de 7 de la mañana a 3 de la tarde nos proporciona puestos tan variopintos como donde los caracoles, baquetas y todo tipo de gasterópodos son la estrella principal y así poder disfrutar de un plato típico (aunque depende de los gustos, muchas personas pueden encontrar repugnante esta tapa) con el que acompañar nuestros entrantes y entremeses, junto con la mayor selección de setas y boletos propias de las mejoras recolectas. Para acompañar nuestras mejores recetas también encontramos puestos donde la variedad de vinos y cervezas son la especialidad. En el puesto ‘’Las Cervezas del Mercado’’ mi recomendación en una visita cualquiera sería la cerveza trapense Trappistes Rochefort en sus diferentes graduaciones, 6, 8 y 10. Tendréis una cerveza excelente a un precio también excelente.

Para hacer más amena la compra y la visita, encontramos en una de sus travesías el Central Bar by Ricard Camarena, uno de los mejores lugares gastronómicos de la ciudad y que ha sido elogiado por la crítica. Hacedme caso si os digo que sus bocadillos ‘’Canalla’’ o el ‘’Ricard Camarena’’ son realmente espectaculares.
Pero el Mercado Central de Valencia es mucho más que el más grande y mayor centro de venta de productos frescos de Europa. En este emplazamiento modernista se han sucedido infinidad de eventos como el rodaje de concursos televisivos, la famosa fiesta de Prada acontecida en 2007 con la asistencia de multitud de celebridades (aunque las mayores celebridades que han pasado por el mercado son las personas que se levantan y abren todos los días sus puestos y hacen posible que este lugar sea especial pasen los años que pasen), eventos musicales en muchas épocas del año, la realización de un bello Belén en la temporada navideña y muchos otros acontecimientos. También es destacable que en su interior podemos encontrar diversos códigos Bidi (son diferentes a los códigos QR) escaneables por nuestros teléfonos móviles con los que encontrar suculentas ofertas y generosos premios.

Si visitas el Mercado Central de Valencia no dejes de observar su cotorra, por si la visita al mercado supiese a poco (poco probable que tengamos esta sensación), en sus inmediaciones podemos visitar muchos lugares interesantes para disfrutar de la gastronomía valenciana y también la Lonja de la Seda.

DSCN0783

DSCN0738

DSCN0750

2015-01-02 09.29.29

2015-01-02 09.29.41

Un escualo invade el mercado

DSCN0017

DSCN0740

DSCN0741

Frutos secos variados

DSCN0742

Chufa, de donde se extrae el jugo para realizar las mejores horchatas valencianas.

DSCN0743

DSCN0744

DSCN0746

DSCN0749

La rica fruta de temporada, siempre fresca y jugosa.

DSCN0751

DSCN0752

DSCN0755

Caracoles

DSCN0756

DSCN0758

Mariscos y crustáceos de la zona de Gandía, tan frescos que estaban vivos y coleando.

DSCN0759

DSCN0760

DSCN0761

Las Cervezas del Mercado, un templo para los cerveceros.

DSCN0476

Mi recomendación cervecera.

DSCN0762

DSCN0763

Una curiosa instantánea

DSCN0764

Jamón por doquier.

DSCN0765

Central Bar

DSCN0767

DSCN0768

Central Bar by Ricard Camarena. Como diría Chicote: ”si está lleno, es porque se come bien”

DSCN0770

Refrescos variados

DSCN0771

Mantequilla de 3 colores, la merienda preferida por los niños en los años 90.

DSCN0773

DSCN0774

DSCN0776

DSCN0779

DSCN0780

Lugares donde comer tras una jornada de compras o donde refrescarse para mitigar el calor estival.

DSCN0782

La Cotorra del Mercado Central.

Anuncios